jueves, 27 de enero de 2011

Desde las nubes



Y súbita, de pronto, porque sí; la alegría.

(Pedro Salinas)

http://www.sermadridsur.com/noticias/marina-casado-ganadora-del-certamen-literario-ser-stevenson-una-de-piratas_14555/

Recuerdo con emoción el momento en que me enteré de mi pequeño triunfo. Recuerdo que esa noche de noviembre me embargaba una incierta apatía e indolencia hacia el mundo -algo que me ocurre últimamente con relativa frecuencia-, a pesar de estar cenando con tres buenas amigas. De repente, un mensaje al móvil turbó mi realidad. En él me proporcionaban directamente un enlace a una noticia de Cadena SER Madrid Sur en el que me anunciaban como ganadora del Primer Premio del Certamen de relato "SER Stevenson, una de piratas". Recuerdo que me puse a saltar, literalmente; y que mi repentina alegría nada tuvo que ver con los 1000 euros que había ganado, según aquella información.


Los siguientes días fueron un torbellino de acontecimientos inesperados y maravillosos. Una entrevista en Hoy por Hoy, otra en Canal 8 TV... No podía evitar sentirme en las nubes al ser consciente de que este era mi primer premio fuera de la universidad o de un instituto, y que eso significaba que, realmente, mi obra tiene algún valor. Nervios, alegría atropellada.


Sin embargo, tuve que esperar al 26 de enero para recibir el premio. Fue ayer, en una ceremonia de entrega celebrada en Fuenlabrada, en la sede del Grupo Cefoim. Acudí allí con mis padres y con Marta, que se ha convertido en mi fotógrafa de ceremonias y en mi representante literaria. Y tras la entrega, más fotos y más entrevistas, y más nubes y más "esto no me puede estar pasando a mí". Pero sí que me estaba pasando.


Mi relato, El viento sobre Penumbrosa, ha sido publicado en un volumen titulado SER Stevenson, Una de piratas, junto con los relatos del segundo y tercer premio y de los finalistas. Y está a la venta, valorado en 10 euros. Es la primera vez que se vende algo mío -o al menos, donde aparece algo mío. Y me hace mucha ilusión.

Y no solo eso. El hecho de ir tan bien acompañada a la ceremonia de entrega me suscita un agradecimiento que no se puede expresar con palabras. Yo nada sería si no hubiera estado siempre mi familia a mi lado, apoyándome, y animándome para que me presentara aquí y allá, y bajando un sol para mí cada vez que mi mundo se oscurece. Mis padres y mi hermano son en gran parte la razón de mis éxitos literarios, y sé que siempre estarán ahí. Pero lo que me sorprende gratamente y desafía mi natural escepticismo es comprobar que hay personas, más allá de la familia, a las que le importo de verdad, que se alegran con mis alegrías y que sufren si yo lo paso mal, y que no tienen en cuenta mi carácter egoísta. En este caso, me refiero a Marta. Tal vez nunca se lo haya dicho expresamente, pero ella es una amiga de verdad. De esas en las que es tan difícil creer. Y no solo porque siempre me acompañe a todos los actos y ceremonias de forma voluntaria, con ilusión -no porque yo se lo haya pedido-; sino porque ella es una de esas raras personas que no tienen maldad y que a menudo pecan de ingenuas. Y aunque sea solamente por haberla conocido, me alegro de estudiar en la Carlos III. Cuando ella triunfe como periodista -que estoy segura de que así será-, yo tampoco me perderé sus triunfos.


Y al reflexionar sobre los últimos acontecimientos, se me ocurre pensar que, tal vez, estoy un poco más cerca de mi sueño: publicar una obra completa -a ser posible, de poesía. No son aires de grandeza, es que, como decía Alberti: No es más hondo el poeta en su oscuro subsuelo encerrado. Su canto asciende a más profundo cuando, abierto en el aire, ya es de todos los hombres.

4 comentarios:

Cristina dijo...

Mi más sincera ENHORABUENA! te lo tienes merecido! :D

Marina Casado dijo...

¡Muchas gracias, Cristina! :)

Jorge Ampuero dijo...

Felicitaciones por tus triunfos literarios Marina, espero leer tus poemas pronto.

Un abrazo desde Lima-Perú :)

Marina Casado dijo...

Muchas gracias! :)
Yo espero poder publicar pronto una obra completa jejeje

Entradas populares

Larga y prematuramente adiestrado en el ejercicio de la paciencia y en la cuidadosa restauración de ilusiones sistemáticamente pisoteadas, me acostumbré muy pronto a quejarme en voz baja, a maldecir para mis adentros, y a hablar ambiguamente, poco y siempre de otras cosas; es decir, al uso de la ironía, de la metáfora, de la metonimia y de la reticencia. Si acabé escribiendo fue […] para aprovechar las modestas habilidades adquiridas por el mero hecho de vivir.

Ángel González

Entrega premios de relato 2011, "Una de piratas", Cadena SER

Entrega premios de relato 2011, "Una de piratas", Cadena SER

Entrega premios de relato 2011, "Una de piratas", Cadena SER

Con José Manuel Caballero Bonald en la Residencia de Estudiantes de Madrid, 2011

Ceremonia de entrega de premios del XX Aniversario de la UC3M

Ceremonia de entrega de los premios del XX Aniversario de la UC3M

Ceremonia de entrega de premios del XX Aniversario de la UC3M

Lectura de poemas en la Feria del Libro 2010 de Madrid

Casa natal de Luis Cernuda, Calle Acetres, Sevilla, 2010

Casa de Luis Cernuda durante los años 20, Calle del Aire, Sevilla, 2008

Con la estatua a Federico García Lorca, Madrid, 2008

Casa de Rafael Alberti, El Puerto de Santa María, Cádiz, 2008

Casa natal de Antonio Machado, Palacio de Dueñas. Sevilla, 2010

Residencia de Estudiantes de Madrid, 2008

Museo Dalí, Figueras, Cataluña, 2008

Con la estatua a Ramón Mª del Valle Inclán, Madrid, 2010
Te juzgan mal y sufres por eso. Eres de nieve por fuera y de llama por dentro. Quien te toca se hiela mientras tú te abrasas. No sabes querer y estás queriendo siempre; no sabes vivir y estás vivo. Tu sitio no está en ninguna parte, siempre desearás un lugar diferente...

Luis Cernuda, Comedia inacabada y sin título