martes, 18 de agosto de 2009

Nocturno andaluz

(Homenaje a Federico García Lorca)


Oigo el rumor de un bosque de lamentos
aferrado a la cabellera de pájaros estrella
que extienden sus dominios
sobre la lenta Andalucía.

Al apagarse las soñolientas luces
y mezclarse las coloridas tintas del crepúsculo,
las guitarras pasean sones vagos
y lloran con acordes temblorosos
por las oscuras plazas hambrientas de luceros.

La noche prestidigitadora
enarbola en silencio un pañuelo de sangre,
de sangre de los tristes poetas desangrados
por obra de puñales de amoratados odios.

Alguna voz oscura y desgarrada
ausculta el aire desde la lejanía,
notas de fuego en pentagramas invisibles
que la brisa nocturna va arrastrando entre olivos.

Las húmedas nostalgias se confunden,
las risas desbordadas tienen sed de sollozos;
la pasión escondida se escapa a borbotones
por las ciegas esquinas de unos ojos insomnes.

Qué dirían tus lágrimas
si pudieran volver a derramarse
por las mejillas encendidas de estas tierras
de pasión y de embrujo.

Qué dirían tus ojos,
de melancólicas pupilas dilatadas.

El aire compungido de la madrugada
esparce por el campo la incurable semilla
de las cigarras rotas
que desafían a la máscara gris de la muerte.

Espíritus de bronce y de lamento
bailan con las ardientes músicas de entonces,
y las huellas oscuras de sus labios morenos
imprimen sobre las estrellas sus besos imposibles.

Solo las almas conmovidas podrán adivinarlo:
la noche está plagada de imposibles,
de lo que pudo ser aquellos días
en los que paseabas tus amplias soledades
por entre los olivos.

La muerte arranca demasiadas primaveras,
la tristeza desgarra las pasiones más puras,
mis deseos no son más que una estela
de luciérnagas náufragas en el viento nocturno.

Quién sabe.
Quizás mi canto alcance
las teclas desmembradas de tu antiguo piano,
y nubes de azahar traigan un manto
de ensoñaciones y de hechizos de antaño.

Lo que fue, lo que ha sido;
lo que un día será cuando los cuerpos
sean espíritus de sombra y de lamento.
El mundo está tan solo.

Qué dirían tus lágrimas
si consiguieran volver a humedecer
los secos olivares
de las amargas madrugadas andaluzas.

Qué dirían tus ojos.


3 de agosto de 2008



© Marina Casado


* ADVERTENCIA: Todas las poesías han pasado por el Registro de Propiedad Intelectual.



En la madrugada de un 18 de agosto de hace hoy setenta y tres años, en los comienzos de la Guerra Civil española, los falangistas de Granada fusilaron a Federico García Lorca. ¿Su crimen? Ser de izquierdas, ser homosexual, ser Poeta. A día de hoy, todavía no han conseguido acallar su voz.

4 comentarios:

Edu dijo...

El mundo esta solo, pero tiene versos como los tuyos. Mi homenaje tambien al corazon enterrado en Viznar de Garcia Lorca.
Un Abrazo.

Antonio Ruiz Bonilla. dijo...

Emotivo. De cuánta belleza, ahora inalcanzable, nos privó su muerte.
Un saludo

Lau dijo...

Es cansino escuchar esta versión sesgada del fusilamiento de Lorca. Voy a intoxicarte a ti también, periodicista de los tópicos.

Marina Casado dijo...

Qué lamentable resulta la ignorancia. Supongo que eres de las personas que opinan que el pasado, pasado está, incapaz de asimilar que el pasado es presente en muchas ocasiones. Y desde luego, no creo que conozcas lo suficiente de García Lorca como para afirmar tan alegremente que el hecho de recordar la memoria de uno de los poetas más grandes de todos los tiempos sea un tópico.

Te aconsejo que te intereses un poco más por el pasado reciente y dejes de "intoxicar" con tus comentarios ;)

Entradas populares

Larga y prematuramente adiestrado en el ejercicio de la paciencia y en la cuidadosa restauración de ilusiones sistemáticamente pisoteadas, me acostumbré muy pronto a quejarme en voz baja, a maldecir para mis adentros, y a hablar ambiguamente, poco y siempre de otras cosas; es decir, al uso de la ironía, de la metáfora, de la metonimia y de la reticencia. Si acabé escribiendo fue […] para aprovechar las modestas habilidades adquiridas por el mero hecho de vivir.

Ángel González

Entrega premios de relato 2011, "Una de piratas", Cadena SER

Entrega premios de relato 2011, "Una de piratas", Cadena SER

Entrega premios de relato 2011, "Una de piratas", Cadena SER

Con José Manuel Caballero Bonald en la Residencia de Estudiantes de Madrid, 2011

Ceremonia de entrega de premios del XX Aniversario de la UC3M

Ceremonia de entrega de los premios del XX Aniversario de la UC3M

Ceremonia de entrega de premios del XX Aniversario de la UC3M

Lectura de poemas en la Feria del Libro 2010 de Madrid

Casa natal de Luis Cernuda, Calle Acetres, Sevilla, 2010

Casa de Luis Cernuda durante los años 20, Calle del Aire, Sevilla, 2008

Con la estatua a Federico García Lorca, Madrid, 2008

Casa de Rafael Alberti, El Puerto de Santa María, Cádiz, 2008

Casa natal de Antonio Machado, Palacio de Dueñas. Sevilla, 2010

Residencia de Estudiantes de Madrid, 2008

Museo Dalí, Figueras, Cataluña, 2008

Con la estatua a Ramón Mª del Valle Inclán, Madrid, 2010
Te juzgan mal y sufres por eso. Eres de nieve por fuera y de llama por dentro. Quien te toca se hiela mientras tú te abrasas. No sabes querer y estás queriendo siempre; no sabes vivir y estás vivo. Tu sitio no está en ninguna parte, siempre desearás un lugar diferente...

Luis Cernuda, Comedia inacabada y sin título